Connect with us

Hi, what are you looking for?

CUBA

EEUU olvidó al hombre que intentó salvar a este país de la infiltración comunista.

Los Estados Unidos debería reconocer algún día el sacrificio de este patriota que no solo intentó salvar a Cuba del comunismo, sino también a los propios norteamericanos

20 de noviembre 2020

En 1998 el capitán Ernesto Borges Pérez, del departamento I de la dirección general de la contra inteligencia del ministerio del interior, fue unos de los tantos cubanos que despertó del letargo al que vive sometido el pueblo de Cuba desde 1959, y después de superar el período especial de los años 90 que arreciaron la escasez y el hambre del cubano de a pie, provocó el estallido social del maleconazo que todos los que vivimos ese momento dentro de la isla aún guardamos en la memoria.

Pese a todo este periodo de escasez extrema, que perduró hasta finales de 1999 tras la llegada de Chávez al poder en Venezuela, Cuba seguía invirtiendo millones de dólares en la preparación, infiltración y manutención de agentes de la seguridad cubana dentro del corazón del exilio cubano en la Florida. No solo eran agentes de inteligencia en funciones de recopilación de información, existían grupos activos en operaciones ilegales de inteligencia financiados desde la Habana, mientras no había presupuesto para comprar alimentos para la población dentro de la isla.

Ernesto Borges, decidió entonces intentar detener las nuevas infiltraciones de agentes del G2 cubano en Miami y detener dos de las operaciones ilegales de inteligencia en curso dentro del territorio norteamericano, que no solo desangraban las arcas del estado cubano, sino que sobre todas las cosas les ayudaba a los Castro a perdurarse en el poder y a contaminar la sociedad norteamericana de agentes de influencia radicales de izquierda, como hemos podido apreciar en los últimos meses, que tanto daño han hecho no solo a Cuba, sino también a los mismos Estados Unidos.

Ante el intento fallido de facilitar toda esta importante información a la sección de intereses de los Estados Unidos en la Habana, que mucho daño habría evitado para ambas sociedades. Ernesto Borges fue sentenciado excesivamente a 30 años de prisión, por la tentativa de cometer delito de espionaje, según consta en su sentencia bajo el delito 97.1

ARTÍCULO 97.1. El que, en detrimento de la seguridad del Estado, participe, colabore o mantenga relaciones con los servicios de información de un Estado extranjero, o les proporcione informes, o los obtenga o los procure con el fin de comunicárselos, incurre en sanción de privación de libertad de diez a veinte años o muerte.

Injustamente su sentencia dicta:

PIMER CONSIDERANDO: Que los hechos que se declaran probados constituyen el delito CONSUMADO de ESPIONAJE previsto y sancionado en el Artículo 97.1 del Código Penal que se integra cuando el comisor, en detrimento de la Seguridad del Estado, colabore con los servicios de información de un Estado extranjero y les proporcione informes.

Advertisement. Scroll to continue reading.

Según la propia sentencia de la causa número 3 del 1999, en su PRIMER RESULTANDO, Borges nunca llegó a contactar con ningún funcionario extranjero ya que fue detenido antes de consumar el hecho de propiciar información, pero se le sentenció a 30 años y contrario a los propios hechos narrados en los RESULTANDO de la propia sentencia, como si hubiese llegado a realizar la entrega, cuando verdaderamente el recopiló la información e intentó entregar la información. A este análisis Borges no debería haber sido condenado, legalmente, a más de 15 años de privación de libertad.

Borges sentenciado, injustamente al doble de la pena acorde a los hechos, lleva 22 años preso desde 1998, le han negado el derecho a libertad condicional desde hace más de 8 años y solo recientemente le se otorgó el derecho de su primer pase de fin de semana, después de 22 años de prisión de alta seguridad.

Hoy casi ciego, es uno de los hombres olvidados por los propios a los que intentó salvar del comunismo castrista en su propio suelo. Desgraciadamente el gobierno de los Estados Unidos en 22 años jamás ha intentado, al menos que se sepa, interceder por Ernesto Borges, quien arruinó su vida y 22 años de prisión en la sección de los pena de muerte y perpetua en la cárcel del Combinado del Este en la Habana, donde las condiciones de vida del pabellón 47 son totalmente inhumanas, ya que esas vidas carecen de valor alguno para el gobierno de Cuba.

Los Estados Unidos debería reconocer algún día el sacrificio de este patriota que no solo intentó salvar a Cuba del comunismo, sino también a los propios norteamericanos de la funesta y terrible influencia comunista que hoy por desgracia se percibe dentro de los jóvenes norteamericanos, exportada desde la dictadura de La Habana.

Click to comment

Deja un comentario

otras noticias

CUBA

Del total de casos (63): 33 fueron contactos de casos confirmados y 30 con fuente de infección en el extranjero, de ellos 26 cubanos...

CUBA

Se llama a los cubanos a reunirse frente a la sede del MINCIN, en Calle Habana, No. 258, entre San Juan de Dios y...

CUBA

El activista habanero se encontraría cumpliendo su noveno día de huelga de hambre. En la misma situación se mantiene Maykel Castillo, quien sí está...

CUBA

Amnistía Internacional reitero su preocupación porque el Decreto 349 que censura e impone restricciones a la creación artística en Cuba, genere un efecto paralizador...

Copyright © 2020 Heraldo de Cuba